Mucha tierra para pocos en el sureste de Nicaragua

5 Mayo 2017
Language of the news reported
English

Grupo de ganaderos y empresas son los dueños de casi el 50 por ciento de las tierras en los municipios de El Castillo y Nueva Guinea.

 

En los municipios de El Castillo y Nueva Guinea, al sureste de Nicaragua, el 20 por ciento de la población tiene el 50 por ciento del territorio, es decir, hay un proceso de acumulación de tierra y está concentrado en unos pocos actores, aseguró Amaru Ruiz, presidente de Fundación del Río.

Esa aseveración la hace Ruiz, tomando en consideración los resultados encontrados mediante el estudio Dinámicas de concentración de tierras en el sureste de Nicaragua.

El estudio tomó como punto de partida los datos del III y IV Censo Nacional Agropecuario (Cenagro), y a partir de este, se hizo una estimación que evidenció una variación del 12.8 por ciento en la tenencia de la tierra en El Castillo entre el 2001 y 2011, que favorece a ciertos actores económicos.

En el caso de Nueva Guinea, la variación en el mismo período fue de 24.7 por ciento. El Cenagro estableció en el 2011 que en El Castillo, el 20 por ciento de la población tenía el 49.8 por ciento del territorio, pero esto aumentó con el tiempo y en el 2011 ese 20 por ciento acaparaba el 53.3 por ciento, mientras que el 50 por ciento de la población apenas tenías el 17.5 por ciento de tierras.

Solo el 20% en 2011

 

Una situación similar sucedió en Nueva Guinea. En el 2011, solo el 20 por ciento de las personas tenían 57.5 por ciento de la tierra, cifra que en el año 2001 era el 49.4 por ciento.

A través del estudio, se identificó una serie de situaciones, dijo Ruiz, entre estas, que la adquisición de tierras era superior a 200 hectáreas y es ejercida por parte de los actores que buscan acaparar más territorio, también se generan dinámicas de desplazamiento de la población, presión comercial y hay intereses foráneos, dijo en la presentación del estudio Ruiz, como parte del programa del Encuentro Nacional Actores Sociales de la Reserva Biológica Indio- Maíz.

En total, se identificaron siete empresas de diferentes rubros; las cuales han estado concentrando la tierra. Como parte de estos actores, uno de los que tienen gran representatividad es el grupo de ganaderos, compuesto por seis familias.

Además de estos, hay otras empresas que se dedican a diferentes rubros en la zona, y tienen una incidencia considerable en el problema que se ha estudiado. En el año 2005, los ganaderos tenían 33.5 hectáreas, en el 2012 eran 523.14, mientras que en el 2013 eran 1,223.14 y en el 2016 se mantuvo la última cifra, según la investigación realizada en la zona sureste de Nicaragua.

Tierras en la reserva

Además de la concentración de tierras que existen en El Castillo y Nueva Guinea, identificaron ventas de terreno de la reserva biológica Indio-Maíz. Los precios en la zona núcleo en la reserva es se cotizan entre unos 100 a 170 dólares las 20 manzanas, esto, a pesar que la transacción de tierras en las reservas es ilegal y no cuenta con documentación. Mientras que en las zonas de amortiguamiento, donde se ubican los actores de acaparamiento, los precios oscilan entre dos mil a tres mil cien dólares por manzana. Esta situación es producto, principalmente, del aumento de la demanda de tierra provocada por los acaparadores.

En Nueva Guinea predomina un campesinado con acceso a la tierra,  y un poco  integrado al mercado, según el estudio.